Definición y Que Es
Afasia

Es un trastorno del lenguaje que implica una parcial o total de la pérdida de producir, entender y emitir el mismo, puede suceder durante el desarrollo del niño en sus primeros inicios del lenguaje, como en los adultos. Se relaciona con el lenguaje oral, escrito y la comprensión de éste. El término se dio a conocer en el año 1864 por médico francés Armand Trousseau, esta terminología proviene del griego àfaoìa que significa imposible de hablar.

Afasia

El cerebro se divide por sus dos hemisferios y las funciones que cada uno posee para el funcionamiento del cuerpo humano, en su parte izquierda se encuentran las habilidades y la comprensión del lenguaje verbal. La afasia entre las causas más comunes están los derrames cerebrales, cerebrovascular, trombosis o embolias este tipo de lesiones mayormente las sufren los adultos pero que en algunos casos se presentan en niños de 3 años o en adolescentes, los tumores cerebrales en el sistema nervioso o abscesos, las infecciones agudas como la encefalitis, lesiones por accidentes graves con golpes en la zona afectadas como los producidos por algún traumatismo craneoencefálico, o padecimientos degenerativos como el Parkinson, demencia senil y la edad.

El daño y la gravedad se determinan por el tipo de lesión y la parte del cerebro que ha sido afectada, de los cuales se puede determinar 4 tipos de lesiones de afasia que son:

  1. Afasia Expresiva el cual por más que el paciente sepa y relacione que decir, no puede decirlo coherentemente y mucho menos escribirlo.
  2. Afasia Receptiva que a pesar que lea y escuche lo que se le dice a viva voz, no lo entiende al no encontrarle sentido a nada.
  3. Afasia Anómica la cual impide que pueda hacer buen uso de las palabra correctamente a pesar de conocerlas bien, como de describir objetos, acciones, sentimientos, acciones, lugares o como de poder discutir un simple evento cotidiano.
  4. Afasia Global es la más grave porque el paciente no comprende nada de lo que se le dice, ni generar lenguaje alguno, llegando al punto de no poder entender nada, ni hablar ni escribir, llegando a un punto de gravedad total al estar impedidos de entender las cosas a su alrededor así sean las más sencillas.