Definición y Que Es
Colisión

Una colisión es el empuje realizado por dos cuerpos direccionados a un mismo punto, ejerciendo fuerzas mutuamente uno contra el otro, en otras palabras, se le puede definir como el contacto existente entre los dos cuerpos con una gran fuerza durante un periodo de tiempo relativamente corto.

Colisión

El tipo de fuerza ejercido entre cuerpo y cuerpo se les denomina o se catalogan con el nombre de fuerzas impulsivas, las mismas están caracterizadas por ejecutar una acción intensa y de poca duración. No solamente es llamada colisión cuando dos cuerpos poseen un contacto netamente físico, el choque también puede ser ejercida hasta sin poseer una interacción directa cuerpo a cuerpo sino más bien ocurre entre cargas magnéticas, como por ejemplo en un caso particular en donde exista un choque entre ambos carros que posean parachoques que posean magnetismo, a este tipo de colisión se le conoce con el apellido de “sin contacto”.

El tipo de colisión también puede identificarse por el resultado del mismo, se le cataloga “colisión elástica” cuando el choque entre ambos cuerpos han sido sin intercambio o alteración de la estructura inicial de los mismos, conservando la masa, la velocidad y la energía que poseían inicialmente, ambos cuerpos se ven separados luego del contacto; por otro lado se define como “colisión inelástica”, en este tipo de evento la energía proporcionada a las masas gracias a la velocidad inicial o energía cinética es alterada, lo que da como resultado una deformación y aumento de la temperatura en los cuerpos involucrados en el choque.

Existen diferentes efectos que ocasionan las colisiones en las materias que han sufrido el mencionado evento, en la vida cotidiana estos efectos pueden ser observados; para evidencias de lo mencionado se pueden citar algunos ejemplos tales como: dos copas al chocar o colisionar pueden romperse por completo, esto sucede ya que las mismas están compuestas por un material frágil que no puede soportar la fuerza de colisión ejercida, en los casos contrarios que se trate de choques entre materiales fuertes no se sufrirá una ruptura total, sino que algunos de los cuerpos se deformara u obtendrá una alteración en su forma originaria (ejemplo: como cuando es golpeado varias veces una lata contra el suelo), algunos objetos necesitan más de una colisión para cambiar su estructura, esto es porque han sufrido numerosos choques los cuales poseen una baja intensidad.