Definición y Que Es
Gingivitis

La gingivitis es una hinchazón de características patológicas que se produce en las encías debido a la acción de alguna bacteria que genera una enfermedad. Las encías son un tejido firme que recubre los bordes de los huesos maxilares y los alvéolos, que son las cavidades donde se encuentran los dientes, ella se adhiere firmemente a la superficie dental por lo que constituye un elemento que estos se mantienen fijos.

Gingivitis

Sus principales características clínicas son:

  • La enfermedad comienza en el margen gingival.
  • Cambios en el color gingival.
  • Cambios en el contorno gingival.
  • Cambios de la temperatura sulcular.
  • Incremento del exudado gingival.
  • Sangrado bajo provocación.
  • Ausencia de pérdida de inserción.
  • Cambios histológicos.

La unión entre el diente y la encía es un punto crítico donde se originan los problemas gingivales ya que allí hay un pequeño surco en el que se acumulan los alimentos, cuando la higiene no es la correcta y estos residuos no se eliminan adecuadamente son colonizados por bacterias que comienzan a multiplicarse y desarrollar una capa que se conoce como placa bacteriana. La placa bacteriana es un foco a partir del cual se va a producir la desintegración de los tejidos calcificados de la superficie de los dientes dando así origen a las caries dentales.

Entre las causas más comunes que generan o dan lugar a la gingivitis pueden ser el tener diversas deficiencias de tipo nutricional, sufrir enfermedades como la diabetes, el tomar medicamentos tales como los anticoagulantes o los antibióticos, el estar sumido en una constante tensión emocional o el contar con desequilibrios hormonales debido a un embarazo o a la propia menstruación.

Por lo tanto es mejor prevenir la gingivitis, a continuación algunas recomendaciones:

  • Una correcta higiene bucal.
  • Cepillarse los dientes tras cada comida, haciendo movimientos circulares, ejerciendo un poco de presión e incidiendo en la parte de las encías.
  • El uso del hilo o seda dental. De manera que, tras el cepillado, coge un trozo de hilo dental y repasa cada uno de los dientes.
  • Los enjuagues bucales son fundamentales para prevenir la gingivitis.
  • El cuidado de los dientes es fundamental para prevenir la gingivitis y evitar otras enfermedades de carácter más grave, como la periodontal.