Definición y Que Es
Hiperactividad

La hiperactividad es lo que se conoce como déficit de atención sobretodo en los niños, que son los que comúnmente más sufren este trastorno, ya que son muy inquietos y les cuesta prestar atención dificultando su aprendizaje. Este trastorno data de años de antigüedad y en el transcurso del tiempo ha recibido diversos nombres como hiperactividad, hiperkinesia, entre otros, pero todos tenían algo en común y era la alta actividad del infante.

Hiperactividad

Estudios han demostrado que el 40% o más de los niños que padecen este trastorno tienen grandes problemas para aprender y en casos extremos si no es tratado de manera inmediata puede que el afectado deje los estudios en etapa de adolescencia. De igual forma el 50% de estos jóvenes tienen una alteración psiquiátrica, sin contar los problemas de ansiedad, ataques de rabia y miedo. La baja autoestima no se descarta, al igual que un alto porcentaje de que en etapa de desarrollo quienes sufren de hiperactividad tienen problemas de drogas o alcoholismo.

Existen diversos factores tanto biológicos como genéticos que pueden estar implicados, entre los biológicos se encuentran los prenatales, perinatales y postnatales. Los genéticos están vinculados con el trastorno ocasionado a los padres de los niños, ya que un 44% de los casos han sido heredados.

Las caracterizas más frecuente de los niños que padecen hiperactividad son muy notables, dado que tienes problemas para controlar su conducta frente a otros.

  • Atención: es quizás la principal característica de estos niños, ya que se distraen de manera muy fácil. Dentro del hogar tienen grandes problemas para seguir las reglas, organizarse y no escucha lo que se le dice. Por su parte en el colegio cometen muchos errores y se saltan la tarea.
  • Impulsividad: actúa sin pensar en las consecuencias, la mayoría del tiempo no puede tener las manos ni pies quietos. Habla mucho y responde antes que la otra persona culmine.
  • Comportamiento: es una persona inmadura, no suelen ser malos pero cometen travesuras.
  • Aprendizaje: tienen un bajo rendimiento escolar, no diferencian bien entre líneas y letras, además tienen poca capacidad para retener y estructurar la información recibida por cada uno de los sentidos, esto lo padecen al menos el 40% de los niños hiperactivos.