Definición y Que Es
Lacayo

Lacayo se caracteriza por ser una persona despreciable y vil, es decir, malo que engaña a otros, algo que nos puede parecer desagradable. Este término lacayo se utilizó para referirse al empleado, sirviente, mayordomo, que tiene por función acompañar a su amo a pie, en caballo, en burro, automóvil según fuera el caso, debía total lealtad, de hecho dependía de su amo totalmente.

Lacayo

Sinónimo de esclavo, cuando la voluntad del sujeto se anula y se elimina para beneficio personal, también este concepto se usó como sinónimo de esclavo, porque la palabra siempre se ha vinculado a la idea de servir a otro.

La palabra criado, mayordomo se remonta a la Edad Media, el lacayo era ese individuo que estaba sujeto al señor feudal y tenía que serle fiel en todo momento, a cambio, el señor le daba protección, le proporcionaba los elementos de trabajo y por supuesto, le daba un hogar y comida.

Se considera que alguien es un esclavo cuando su vida y decisiones no dependen de él, pero es otra persona la que decide qué hace o dice y quién tiene la autoridad y el poder; es una relación en la cual el esclavo es sometido y dominado. En algunos casos, si no es posible someter a la persona, la violencia se puede utilizar para obtener su presentación.

Ahora, en los tiempos antes mencionados de la Edad Media e incluso un poco más atrás, en la época romana y griega, la esclavitud era una situación actual y aceptada. Para los griegos, por ejemplo, aunque se les permitió llevar a cabo diversas actividades, no fueron reconocidos ni pudieron participar en la vida pública; y para los romanos era común que sometieran a la esclavitud a sus adversarios capturados en las guerras.

Incluso el tráfico de personas fue legitimado, especialmente los habitantes negros de África que más sufrieron por esta situación. Aunque en el siglo XXI la esclavitud ha sido prácticamente abolida en todo el planeta, se ha seguido ofreciendo de manera velada e ilegal, por ejemplo a través de la explotación sexual de mujeres y niños, para castigar especialmente a los países subdesarrollados.

En el ámbito militar, a un soldado de infantería se le dijo que era un lacayo armado con una ballesta y su misión era acompañar a un caballero en la guerra.