Definición y Que Es
Masticación

Masticar designa la acción de triturar alimentos con los dientes gracias a los músculos de la mandíbula. Es necesaria una buena masticación para evitar problemas con la digestión, lo que permite reducir el tamaño de los alimentos lo que facilitará el proceso de su degradación por parte de los órganos del tracto digestivo. Una masticación insuficiente durante la alimentación, puede causar o ser causada por varios trastornos digestivos: Sensación de pesadez, dolor de estómago, estreñimiento.

Masticación

Para ahondar un poco más en los beneficios de una buena masticación, es interesante apreciar la situación desde varios puntos de vista:

  • En el ámbito químico: Cuando hay una buena masticación, es decir, cuando las enzimas salivales se mezclan de manera óptima con la comida, se logra una digestión previa, es decir, iniciar el proceso químico que tiene lugar dentro del organismo, donde se encuentran las sustancias beneficiosas de los animales.
  • En el ámbito físico: Triturar los alimentos y convertirlos en un bolo alimenticio perfectamente digerible es un procedimiento regular de la masticación; de no efectuarse, los órganos implicados en la digestión funcionarán en marchas forzadas, lo que provocará indigestión, dolor de estómago y emisión de gases.
  • Informativo: El sabor, color, olor y textura del alimento, es una información muy valiosa para el organismo, ya que activa ciertos órganos de secreción interna en función de los estímulos recibidos. Las papilas gustativas son sensores de información que registran las características nutricionales de cada alimento; por lo tanto, es conveniente que la comida permanezca en la boca el tiempo que sea necesario. De esta forma, la sensación de saciedad se alcanzará más rápido.
  • Emocional: Aunque parezca sorprendente, los sabores de los alimentos estimulan ciertos órganos y sus emociones correspondientes, por lo que es necesario masticar bien para que el cerebro registre completamente el sabor de los alimentos y, por lo tanto, active ciertos órganos.

Según el especialista en macrobiótica Craig Sams: “La boca es la puerta del sistema digestivo, ya que allí la comida está preparada para iniciar el proceso milagroso por el cual se transformará en nuestra sangre, carne y huesos”. Considera además, que masticando muy bien los alimentos, puede disfrutar mucho más sabor, se obtienen inmensos beneficios al facilitar la digestión y se obtiene una sustancia mucho más nutritiva.