Definición y Que Es
Onda de Choque

Onda de choque es aquella presión abrupta producida por un objeto que viaja más rápido que la velocidad del sonido en dicho medio, que a través de varios fenómenos produce diferencias extremas de presión y un aumento de la temperatura. La onda de presión viaja como una onda frontal a través del medio.

Onda de Choque

Las ondas de choque con fines terapéuticos son ondas de presión que se generan rápidamente con una fase de presión positiva seguida de una fase de presión negativa con suficiente resistencia a la tracción para provocar la cavitación en un fluido. Este curioso fenómeno físico ocurre en el entorno natural cuando cae un rayo y el siguiente trueno es una onda de choque.

Este tratamiento se ha aplicado durante años para romper cálculos renales y actualmente se utilizan para tratar lesiones.

El tratamiento Shockwave u onda de choque es una terapia extracorpórea que consiste en aplicar ultrasonido de alta frecuencia en las lesiones mediante impactos electromecánicos o electro hidráulicos de alta energía que provocan efectos mecánicos y biológicos. Gracias a esta terapia podemos reducir el dolor causado por diversas lesiones y patologías. También las ondas de choque se han aplicado durante años para romper cálculos renales y dificultades pancreáticos.

Aunado a lo anterior, son ampliamente utilizados en la medicina regenerativa, en la rehabilitación musculoesquelética para tratar la inflamación, la calcificación, los procesos condrales y para el alivio del dolor. Por lo tanto, es un procedimiento terapéutico habitual de primera elección, especialmente en fisioterapia, ortopedia y medicina deportiva. Aunque los campos de la estética y la dermatología lo utilizan con creciente popularidad, éxito terapéutico y frecuencia.

Las ondas de choque son una herramienta terapéutica útil para el tratamiento de enteropatías y tendinitis, pseudoartrosis, necrosis avascular, osteocondritis y quiste óseo solitario, pudiendo evitar una intervención quirúrgica y sus posibles complicaciones. Específicamente las lesiones que se pueden tratar con ondas de choque son:

  • Epicondilitis.
  • Tendinitis del glúteo medio.
  • Tendinitis de Aquiles.
  • Tendinitis patelar.
  • Epitrocleitis.
  • Retraso de la consolidación de fracturas.
  • Fascitis plantar.
  • Tendinitis de bíceps crural.
  • Pubalgia.
  • Tenosinovitis de Quervain.
  • Bursitis trocantérea.
  • Tendinitis del manguito de los rotadores.
  • Tendinitis anserina.
  • Tendinitis por Tricep.
  • Tendinitis peronea.