Definición y Que Es
Presión Atmosférica

La presión atmosférica es una presión ejercida por el aire en cualquier punto de la atmósfera. Aunque cuando una persona se refiere a que este tipo de presión, se refiere a la presión atmosférica que ocurre en el planeta Tierra, la misma pregunta puede extenderse a otros planetas e incluso a satélites.

Presión Atmosférica

Y es que, los fenómenos climáticos son afectados por la presión atmosférica. Si el aire es cálido o caliente, aumenta y promueve una caída en la presión, lo que conduce a la formación de un ciclón térmico y causa inestabilidad. Por otro lado, al desarrollarse una corriente de aire frío (baja) y aumenta la presión, esto contribuye a la formación de lo que se conoce como el anticiclón térmico.

A lo largo de la historia, muchos han sido los científicos y estudiantes de presión atmosférica que, de una manera u otra, han contribuido a garantizar que hoy se pueda calcular sin ningún problema y se pueda analizar desde muchos puntos de vista diferentes.

Ante cualquier predicción y estudio del comportamiento climático es fundamental precisar la presión atmosférica. Las nubes, ciclones, tormentas, vientos, etc. Están condicionados en gran medida por los cambios en la presión atmosférica. Cabe destacar que la presión atmosférica no es algo tangible (no se puede tocar), es algo que se puede ver a simple vista, por lo tanto, hay muchas personas que entienden el concepto, pero realmente no saben qué es la presión atmosférica.

Para medir la presión atmosférica se utilizan barómetros. Hay barómetros de varios tipos. El más conocido es el barómetro de mercurio que fue inventado por Torricelli. Es un tubo en forma de U con una rama cerrada en la que se ha realizado el vacío, de modo que la presión en la parte más alta de esta rama es cero. De esta forma, puede medir la fuerza ejercida por el aire sobre la columna de líquido y medir la presión atmosférica.

Durante el desarrollo de tormentas se presentan cambios en la presión atmosférica de manera regular. Además de inestabilidad atmosférica o fuertes vientos. También afecta al organismo para ascender en altura.