Definición y Que Es
Enemistad

La enemistad es un sentimiento de confrontación hacia alguien. Es contrario a la amistad y a menudo va acompañado de una razón que explica el rechazo de otra persona. En la idea de la enemistad hay dos elementos (normalmente dos personas, pero pueden ser dos naciones o dos entidades). Ambas partes tienden a mantener una animosidad mutua, ya que sería extraño e ilógico estar solo en una dirección.

Enemistad

Las relaciones personales son parte de la rutina diaria de un ser humano que convive con otros. También existen vínculos gratificantes como la amistad centrada en la unión que surge de compartir afinidades y tiempo en común. Sin embargo, hay otros vínculos marcados por la baja simpatía y el rechazo del otro (antipatía). Relativamente, la enemistad que viene acompañada de alguna traición,  confrontación personal o incluso un malentendido. En cualquier caso, es una sensación desagradable, porque está asociada con otras emociones negativas como ira, odio, envidia o celos.

En ocasiones la enemistad ocurre después de haber compartido una relación cercana. La enemistad produce un sentimiento de rechazo hacia la otra persona, una sensación desagradable que daña, principalmente, a quien la sufre. Por otro lado, también se debe señalar que no hay enemistad recíproca, es decir, una persona puede sentir aversión hacia otra persona que no responde con el mismo rechazo.

Cuando una persona está enemistada con otro u otros, comienza a sentir sentimientos de rechazo, odio y va experimentando rabia, allí es cuando se presenta la aversión que es un sentimiento negativo distinto a la indiferencia. Una persona que hace que otra persona sufra mucho porque está alimentando un sentimiento no ético, es decir, odio que hace posible que la atención se centre en el objeto de aversión.

Un aspecto a tener en cuenta con respecto a la confrontación característica de la enemistad es su “necesidad”. En el caso del deporte, siempre deben existir rivales de manera positiva para que haya más emoción. Si en este contexto el enemigo dejará de existir, la magia y la pasión de este tipo de disputas desaparecerían.

La inteligencia emocional recomienda que para establecer buenas y nutritivas relaciones personales  es sumamente importante que las personas ocupen su tiempo en actividades gratas que aporten a los vínculos afectivos y dejar de lado las relaciones que solo agregan preocupaciones, es decir, evitar enemistades que pueden afectar la salud.