Definición y Que Es
Selfie

El Selfie o autofoto no es mas que una practica muy comun en las redes sociales, el cual se basa en la toma de fotos de una persona, que luego es publicada en las diversas tecnologías interactivas o aplicaciones interactivas, en la actualidad esto es muy común y crece su práctica exponencialmente.

Selfie

La selfie se usa, sobre todo, como un mensaje, ya sea simplemente para atraer la atención de otras personas, ya sea para jactarse de logros, o simplemente por diversión. Por lo tanto, el significado de la selfie es mostrar un momento especial en la vida de una persona y comunicarlo a través de las redes sociales u otras plataformas.

Durante el XIX, el daguerrotipo de sí mismos ya era practicado por muchas personas. Luego con el pasar del tiempo iniciaron las fotografías por medio de una cámara de cajón, sobre un trípode. Seguido de esto, salen a la luz las muy famosas y usadas cámaras de manos y esta práctica se extendió por el mundo. Sin embargo, el auge de los selfies se produjo a partir de 2000. Teléfonos móviles y las cámaras digitales se facilitó la obtención de la imagen y se elimina muchas limitaciones de revelar las imágenes, millones de personas comenzaron a tomar selfies.

Sin embargo, la psicología establece que el selfie es un mecanismo de autoafirmación individual, en donde la persona adquiere cierta compulsión narcisista. Como tal, la exposición excesiva de la vida personal revela individuos con baja autoestima y con una necesidad permanente de aprobación y aceptación. Además, a edades más tempranas, la selfie se considera parte de un mecanismo de construcción de la propia identidad, en la medida en que se muestra a los demás para recibir validación y comentarios.

Según los estudios, la autofoto es más característica de la juventud, desde la adolescencia hasta los 23 años, y más común entre las mujeres que entre los hombres.

Irónicamente, el objetivo principal de la selfie es comunicarse con una gran cantidad de personas, aunque en el pasado deja el hábito normal de pedirle a un extraño que tome una fotografía con su propia cámara.